viernes, 9 de diciembre de 2011

Natillas con canela


Las natillas con canela son para mí un postre entrañable, casi diría “el postre”.
Mi viejo, para quien la cocina no existía, tenía reservado el lugar del asado que se prepara fuera de ella. Sin embargo, para su cumpleaños (1° de Mayo), invariablemente, preparaba chocolate, churros y natillas con canela. Con la leche, el chocolate y los churros, alguna vez rquería el auxilio de mi madre. Con las natillas, no.
En los años noventa, buscando información diversa, descubrí el sitio de cocina riojana Valvanera.com. Lo consulto y lo tengo como referencia invariable cada vez que intento encontrarme con los sabores de esa tierra. La primera vez que lo consulté, no contenía la receta de las natillas. Me comuniqué con el webmaster quien me habló por primera vez de las natillas con suspiros como plato específico de la cocina riojana, prometiendo su inclusión. Así lo hizo (declara haber tomado la receta, junto con otras, de su tía Nice de la localidad de Cameros, a 30 km de Logroño). Era un sitio que recién comenzaba y tenía pocas recetas. Hoy tiene una riqueza extraordinaria.
Estando en la Villa de Igea, a casi 100 km de Cameros, mi tía Carmen, a quien llamaban La Caracola, quiso agasajarme. Preparó una suculenta cazuela de conejo y concluyó con estas natillas con suspiros. Este plato consiste en batir la clara a nieve, cocinarlas con leche y azúcar para luego añadir este merengue a las natillas ya preparada. El plato es algo más complejo que el que presento y preparo. Vale la pena, me hace feliz, conocer esta variante y su identidad riojana.
¿Se comprende, ahora, por qué sostengo que este postre es entrañable?

Natillas con canela
Fuente (fecha)
Anónimo, Gran libro de repostería y postres de conventos y monasteriosss, Madrid, Servilibro Ediciones S.A., s/d
http://www.valvanera.com/cocina/natillas.htm leído el 24 de junio de 2011.
Blázquez, Borja, Del Mediterráneo (emitido en la señal de El Gourmet), leído el 24 de junio de 2011 en http://elgourmet.com/receta/4182-crema_catalana_y_natillas_perfumadas_con_canela_y_limn
Ingredientes
1 litro de leche
6 yemas de huevo
1 cucharada de harina
4 cucharadas de azúcar
2 ramas de canela
Canela en polvo
2 fetas de piel de limón
Preparación
1.- Cocer la leche junto con la canela en rama y la piel del limón.
2.- Colar la leche y dejar que se entibie.
3.- En un bol poner las yemas de huevo, el azúcar y la harina. Batir todo.
4.- Mezclar en una olla con la leche tibia.
5.- Poner la olla en fuego medio y remover continuamente hasta que tome el punto espátula (cuando se hace un surco con el dedo en el reverso de la cuchara, éste no se cierra).
6.- Retirar la olla del fuego y verter en una fuente para postre o en compoteras individuales.
7.- Servir frío, espolvoreado con canela.
Ajuste personal Es una combinación de las tres recetas
Comentarios La receta de del sitio Valvanera se llama “natillas con suspiros”.


5 comentarios:

  1. Ayer tuve la oportunidad de probar por primera vez la natilla a la madrileña, no era con canela, sino cubierta de caramelo...riquísima!!! Muy buena nota Mario...abrazo!!

    ResponderEliminar
  2. Gracia, Lionel, por tu comentario.
    Como muchos otros plato, suele haber variantes que dan un toque diferente a los que comemos. Sin esas variantes, la cocina no evolucionaría.

    ResponderEliminar
  3. Mario, muy buena tu nota sobre este postre clásico de consumo masivo en toda españa. Un comentario, arriba decís que hay que batir las claras a nieve y en el formulario de la receta hay que batir las yemas, ¿en que quedamos? :-)
    un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Gracias, Héctor, por tus comentarios:
    La receta del formulario es la que yo preparo. En ella, se excluyen las claras.
    La que lleva las claras batidas a nieve es la versión riojana de este postre, es decir, las natillas con suspiros. La podés encontrar en http://www.valvanera.com/cocina/natillas.htm
    El postre es originario de Castilla y, por ende, de La Rioja que, alguna vez, formó parte de Castilla La Vieja. En Catalunya tiene otras características y otro nombre, a saber: crema catalana.

    ResponderEliminar
  5. ok. queda claro el punto. gracias y salu2

    ResponderEliminar